Max Toma un Baño (Max Prend un Bain, 1910) de Lucien Nonguet

Generalmente se suele considerar al francés Max Linder como el primer gran cómico de la historia del cine y, aunque – como siempre – existen algunos precedentes de cómicos anteriores a él que ya tuvieron éxito en la gran pantalla, no creo que sea descabellado otorgar a Linder ese título, tanto por calidad como por popularidad e importancia. El hecho de que cineastas como Chaplin o Mack Sennett le tuvieran como modelo a seguir en sus inicios es solo un ejemplo de su estatus.

Lo que hacía de Linder un cómico tan extraordinario era que conseguía recrear un personaje humorístico disfrazado como un elegante burgués, y no como el típico clown de aspecto extravagante, que ya por su maquillaje y vestuario uno podía notar que buscaba hacer reír. Linder era de hecho el precedente directo de los protagonistas de las screwball comedies de los años 30, galanes como Cary Grant, William Powell o Fred McMurray que se enfrentaban a situaciones cómicas intentando mantener la compostura y seducir a la chica. El artista francés supo entender que la cámara le permitía mayor sutilidad, ser un hombre respetable que, repentinamente, se enfrentaba a un problema con cómicas consecuencias.

max linder prend un bain

Max Toma un Baño es probablemente uno de los cortometrajes más conocidos de su primera etapa y que mejor definen su estilo. La premisa es bien simple: Max se compra una bañera y quiere estrenarla, pero es demasiado arduo ir haciendo viajes hasta el grifo comunitario que hay en la escalera. Así pues, mueve la bañera allá para darse el baño en el pasillo del bloque de pisos, escandalizando a los vecinos. Fíjense en el paso progresivo de una situación normal (la compra de una bañera) hasta llegar al absurdo (bañarse en mitad del pasillo) justificado por las circunstancias.

La policía acude y decide llevárselo a la comisaría por escandalizar a sus respetables vecinos. Un detalle pequeño que podría ser mi favorito del corto, y que además demuestra la ambivalencia de Linder como personaje cómico y respetable: camino a comisaría se encuentra con una conocida y se para a saludarla y explicarle su situación estando desnudo en la bañera. Como en todo corto cómico, al final la situación se desmadra con una persecución, pero les dejo a ustedes disfrutarlo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.